NOS VISITA EL SEMINARIO DE GEOLOGÍA DE LA CORDILLERA IBÉRICA

UNA ACTIVIDAD DE FORMACIÓN DEL PROFESORADO

Los profesores y profesoras de Primaria y Secundaria realizan habitualmente actividades formativas con el objeto de actualizar e incrementar sus conocimientos y habilidades empleando para ello diversas herramientas. Una de estas herramientas son los seminarios.

Desde hace ocho años un grupo de docentes programa anualmente un Seminario de Geología de la Cordillera Ibérica. Se trata de un conjunto de actividades para profundizar en el conocimiento de las Ciencias de la Tierra en relación a este territorio. Para ello realizan, entre otras, visitas a espacios naturales de la cordillera Ibérica, especialmente en su parte aragonesa. Se organiza desde el Centro de Profesorado de Calatayud y tiene una gran éxito entre los docentes, generalmente de Ciencias de la Naturaleza, por su interés formativo.

A principios del presente curso se nos propuso incluir una visita a alguno de los espacios naturales con interés geológico del Alto Alfambra. Pensamos en El Cerro y el Estrecho de Aguilar del Alfambra y la programamos para el sábado 13 de marzo.

Adjuntamos el comentario y valoración de María Blasco Lázaro, profesora de Biología y Geología en el I.E.S. Zaurín de Ateca y coordinadora de este seminario:

Hoy nuestro seminario de Geología de la Cordillera Ibérica ha viajado hasta el Parque Cultural del Chopo Cabecero del Alto Alfambra, concretamente hasta la localidad de Aguilar de Alfambra. Nuestra visita hasta este rinconcito de Teruel tenía como objetivo principal conocer la Geología del lugar, para ello hemos realizado un recorrido geológico de la mano de Chabier de Jaime Lorén, magnífico divulgador de la riqueza natural de este entorno.

Desde el núcleo urbano realizamos un itinerario circular hasta la ermita. El sendero permite conocer múltiples elementos geológicos: fósiles, geodas, drusas, estratos casi verticales, anticlinales, cluses … La geología del lugar se muestra como un libro abierto ofreciendo además paisajes espectaculares. Un mirador junto a la ermita de la Virgen de la Peña permite disfrutar de buenas vistas del estrecho sobre el río Alfambra que se ha encajado fuertemente en los paquetes rocosos. Desde la ermita descendimos hacia el valle del Alfambra para disfrutar in situ de los impresionantes chopos cabeceros que se conservan junto al río, ofreciendo ese singular paisaje que le ha llevado a obtener la figura de Parque Cultural. Finalmente el recorrido nos lleva de nuevo al núcleo urbano, ofreciendo este con su bella arquitectura tradicional el broche de oro a nuestro recorrido.

Desde luego un lugar muy recomendable para los amantes del paisaje, la geología y el turismo de naturaleza en general. Destacar la auténtica arquitectura que conserva el caserío con bellas cerrajas, rejas, balconadas de madera, peirones y preciosas fuentes. Agradecer al guía de lujo que hoy hemos tenido Chabier que nos permitido conocer esta pequeña joya del paisaje turolense.

WP RSS Plugin on WordPress